skeyndor-men-blog-skeyndor

Tanto si eres de los que no se meten en la cama sin sus cremas; como de los que nunca han tocado una: ¡haz caso de estas recomendaciones!

Una higiene facial adecuada es la base de una piel sana y cuidada. Y al limpiador facial no le prestamos la atención que se merece. Para ti, y los que inician sus cuidados cosméticos, debéis saber que es un must.

Primero, olvídate de usar el champú, gel o jabón de las manos para lavar tu cara. Estos productos agreden a tu piel generándote sensación de tirantez, escozor…¡Necesitas un limpiador específico!

A la hora del afeitado, humedece tu  cara con agua templada para abrir los poros y ablandar el bello. Un TRUCO SKEYNDOR es afeitarse por la mañana porque los músculos, después de las horas de sueño, están relajados ¡y es el mejor momento para enjabonarlos!

No olvides exfoliar tu cara, al menos, una vez a la semana. ¡Tampoco abuses!, pero es muy útil en las barbas más rebeldes. Puedes aplicarlo, dando pequeños masajes en círculos ascendentes, mientras te duchas. Déjalo actuar cuando te pones el champú. ¡Y fíjate bien a la hora de comprarlo porque el exfoliante puede ser de uso semanal o diario!

Después del afeitado di ADIOS a los after-shaves con alcohol, utiliza un bálsamo refrescante. Será tu mejor aliado. Este tipo de bálsamos calman a la vez que te dejan una sensación de hidratación.

Y de hidratación vamos a hablar ahora, aplica mañana y noche una crema hidratante que se adapte a tu tipo de piel. Así crearás una barrera protectora en tu cara que está constantemente expuesta a agresiones externas (sol, calefacciones, aire acondicionado…).

Finaliza con un contorno de ojos especial para ti. Si tiene efecto refrescante, ¡mejor que mejor! Porque te ayudará a combatir los signos de fatiga y estrés.

¿Te animas a cuidarte?

Redactado por SKEYNDOR
Todos los artículos de Ana »

Dejar un comentario