solares

Después de explicarte los beneficios que pueden aportar a tu piel las cremas solares, aparte de una buena protección, ¿quieres descubrir la verdad acerca de los falsos mitos creados alrededor de las solares? Seguro que habrás escuchado algunos de los 6 que proponemos desmentir:

1.- Si me pongo protección no me pongo morena: ¡Al contrario! Si te pones crema solar durante tu estancia en la playa o en la piscina lograrás un moreno más duradero y más bonito porque, además de proteger tu piel, las solares te hidratarán y evitarán que se te descame la piel. Dicho de otra manera: si no te pones protección, en vez de morena te pondrás color gamba. De modo que no podría ser más falso: la protección solar es la única forma de presentar un aspecto bronceado, sano y cuidado.

2.-El factor de protección solar son los minutos que te puedes estar al sol sin peligro: Para nada. El factor solar aumenta la protección natural de tu piel, y debes usar uno mayor o uno menor dependiendo del tipo de protección que tu piel necesita, en función de si es más blanca o morena o si tiende a enrojecerse o a broncearse. El protector solar siempre debe reaplicarse debido a que el agua, el sudor, etc,  hacen que se desgaste y estemos expuestos a quemaduras.

3.-Si soy morena de piel, el sol no me hace nada: Da igual el color de piel que tengas, ¡todos necesitamos protegernos del sol! Por eso existen distintos factores solares, porque incluso los de piel negra deben untarse de crema. No echarse crema cuando vayas a tomar el sol, aunque no deje marca visible, puede provocar envejecimiento prematuro por exceso de exposición a la radiación UVB.

4.-Sólo hay que darse crema en los hombros y la cara: Esto es completamente falso, ya que cuando tomas el sol éste te da en todas las partes que no están cubiertas. Es, por tanto, igual de importante que te pongas crema en los brazos, las piernas, la espalda y el pecho. Especialmente en el pecho si vas a hacer top-less, ya que es una zona muy sensible y con el sol tiende a perder la elasticidad y caer.

5.- El mejor momento para ponerse la crema es nada más llegar a la playa: Más bien no. Para que la crema solar haga su efecto es recomendable ponérsela antes de que te expongas al sol, una media hora, aproximadamente. De este modo, también consigues que si llegas con calor a la playa y quieres darte un baño, puedas hacerlo sin que la crema se te vaya.

6.-No te puedes exfoliar en verano, se te estropea la piel y pierdes el moreno: ¡Falso! En primer lugar, cuando te pones moreno/a, se pigmentan las células vivas, no las muertas, que son las que te quitas cuando te exfolias. La exfoliación del estrato córneo ayuda a que tu piel esté estupenda y no te quita ni un poco el moreno. De hecho, a menudo ocurre sin que te des cuenta: la arena y la sal del mar son exfoliantes naturales. Lo que sí es cierto es que si te vas a hacer una exfoliación profunda no es recomendable exponerte al sol inmediatamente después.

Así que no te creas ninguna de leyendas que te cuenten y, si tienes alguna duda acerca de alguna, siempre puedes preguntar a tu esteticien o a nosotros. ¡Broncéate, pero siempre con protección!

Redactado por SKEYNDOR
Todos los artículos de Ana »

Dejar un comentario